Saltar al contenido
Proyecto Amigo| Iñaki García

Seguros de Gastos Médicos

También te puede interesar: LA LISTA MÁS GRANDE DE TIPOS DE TURISMO

Una de las cosas más importantes para las personas, es tanto su salud como la de sus familiares y los seguros de gastos médicos, se encuentran allí para ser su mejor aliado, respaldándolo en caso de enfermedades o accidentes, los cuales pueden ocurrir en el momento menos pensado.

Contar con un seguro que cubra sus requerimientos y necesidades más significativas, como hospitalizaciones, estudios médicos, tratamientos costosos, entre otras cosas, en cualquier momento del año es vital y de no contar con una póliza seria usted el que costearía todo ello, sabiendo que los valores son bastante elevados.

¿Son los seguros de gastos médicos importantes?

Estudios demuestran, que en países como España muchos habitantes está respaldado con un seguro de gastos médicos y diariamente son más los que prefieren asistencia sanitaria privada va en aumento, como una opción de salud mucho más viable, generando que en esta área hay mucha variedad en pólizas.

Es común que las familias designen alrededor de 16% o más, de sus gastos de salud a la compra de una póliza, siendo aquellas numerosas y con hijos menores de edad quienes mayormente las adquieren, para de ese modo complementar la atención pública recibida.

Un dato importante es que, las parejas jóvenes que contratan este tipo de seguros son pocas, pero más del 20% de las personas comprendidas en edades de entre 18 y 45 años están cubiertos por una póliza, sin embargo un 25% de los asegurados posee una edad mayor a 56 años.

Las pólizas de gastos médicos privados básicos abarcan, en su mayoría, servicios ambulatorios y de emergencia, hospitalizaciones, atención de maternidad y recién nacido, mantenimiento y cuidado de pacientes mentalmente discapacitados y trastorno por abuso de sustancias, medicamentos, servicios de laboratorio, pediátricos, de rehabilitación y habilitación.

Tipos de seguros de gastos médicos

Todo esto dividido en dos grandes grupos, los seguros que prestan servicios y los de indemnización para compensar una incapacidad laboral temporal a raíz de una enfermedad.

Los seguros de prestación de servicios médicos: Se encuentran diseñados para que al ser contratados, el asegurado obtenga una serie de servicios y atención incluida, dividiéndose en dos modalidades:

  • Seguro de asistencia sanitaria, dichas pólizas otorgan un cuadro médico y una gama de servicios, a los que se puede ingresar sin más pago que la prima, estas son las comúnmente adquiridas y existen distintos tipos, ajustándose a sus necesidades.

Uno de ellos es el seguro médico de contratación individual, en los que alguien realiza el contrato para cubrir sus posibles gastos médicos, personales y familiares; por otro lado se encuentran los seguros colectivos de salud, que son aquellos que contratan las empresas o asociaciones para asegurar a sus empleados.

También se pueden distinguir los seguros de contratación colectiva en la administración pública, que se refiere a la mutualidad de funcionarios y por último los seguros dentales, los cuales son mayormente complementarios y se incluyen en otras pólizas.

  • Seguros de reembolso de gastos médicos, creados para que cuando el asegurado lo adquiera y sin importar que se le garantice la exclusividad en atención, o de un cuadro médico cerrado, este puede seleccionar el servicio o especialista de su preferencia, inclusive fuera del país.

Seguros de indemnizaciones por incapacidad laboral temporal: Estas pólizas por el contario ofrecen una indemnización, para de ese modo cubrir los gastos generados por un accidente, generalmente se emplean en caso de que al asegurado se le imposibilite realizar su oficio, sin distinción en trabajadores autónomos o profesionales.

Cabe resaltar que las compañías aseguradoras determinan las pruebas y servicios médicos que se cubrirán, lo que puede indicar que los exámenes, medicamentos o servicios que necesite quizá  no se encuentre dentro de la póliza y por ello su médico debe tratar de adecuarse con su cobertura, para que así obtenga la atención necesaria.

Estos seguros son proporcionados a la población, siempre buscando adecuarse a cada uno para que se pueda resguardar su salud y las de sus dependientes en cualquier momento que sea necesario, ajustándose a sus capacidades monetarias.