Saltar al contenido
Proyecto Amigo| Iñaki García
También te puede interesar: LA LISTA MÁS GRANDE DE TIPOS DE TURISMO

Un seguro es un contrato entre el asegurado y su aseguradora, que por medio del pago establecido por la prima establecida por el tipo de póliza al momento de consignarla te dan una indemnización suficiente y necesaria para cubrir con todos los gastos que te sean necesarios a lo largo de tus necesidades: pago de hipoteca, deudas, enfermedades, medicinas, fallecimiento de un familiar y muchos más. Los seguros de salud son muy importantes, pues hoy en día es muy recurrente padecer cualquier enfermedad o accidente que pueda devenir en grandes deudas y al final en grandes problemas financieros que pueda afectarte económica y mentalmente.

Es por ello que en presente artículo es de nuestro total interés mostrarte de este tipo de seguros y lo importante que puede representar en tu vida, en el caso de que desees consignar un seguro médico, uno de los más solicitados dado que en los momentos más necesitados representan una ayuda importante. Razones para conseguirla son muchas, así que aquí te la expondremos.

¿Cómo funcionan los seguros de salud?

Principalmente debes saber cómo puedes utilizar un seguro de salud. Estos seguros o pólizas funcionan como cualquier otro; pagas una cuota y esta se te indemniza en una suma muy grande o suficiente para lo que puedas utilizar en lo que necesitas. Sin embargo, los seguros de salud tienen un funcionamiento diferente y es que no todos los seguros cubren necesariamente todas las medicinas y procedimientos médicos necesarios.

Estos seguros de salud cumplen una causal que se llama “seguro cubierto” en donde el seguro te muestra todo la lista de medicinas, enfermedades y procedimientos médicos y quirúrgicos que ellos van a cubrir, junto a las normas y el régimen que van a cumplirlo y junto el precio a pagar junto al precio de indemnizar. Esto puede resultar un problema, puesto que si tienes un seguro de salud que cubre mayormente las medicinas para el cáncer solamente, pero el asegurado en este caso sufre de VIH, entonces el seguro no puede ayudarte a cubrir los tratamientos necesarios para esa enfermedad. Puede que logre cubrir algunas cosas primordiales, pero no va a ser completo y el dinero que obtengas de la indemnización no sea suficiente para tratar esa afección del asegurado.

Ante este ejemplo hipotético tenemos que este tipo de seguro solo permite acceso a una mayoría de servicios médicos o bien de accidentes. Pero también ofrece muchos servicios beneficiosos a la hora de que padezcas una enfermedad en cualquier lugar donde te encuentres, ya sea en tu trabajo, escuela o casa.

Seguros médicos

Tipos de seguros de salud

Existen otros tipos de seguros de salud las cuales algunos difieren y ofrecen un tipo de servicios. Entre ellos tenemos:

  • Asistencia sanitaria: Este tipo de seguro es el que se le da una empresa, tienda o instalación como una vivienda, a la que se le ofrece el servicio de personal calificado para la revisión, la asistencia médica y ayuda necesaria a los integrantes que habitan en ese momento para permitirles un ambiente totalmente apto y capacitado para poder cohabitar sin sufrir enfermedades. Este servicio se caracteriza por no pagar una indemnización como tal, pero recibes ayuda y asistencia médica en muchos casos.
  • Reembolso de gastos médicos: Es el seguro que te permite el acceso a cualquier centro, mayormente privado de salud, en la cual se te puede otorgar la mayor atención médica y una buena calidad en atención y cuidado. El asegurado paga, para luego llevar el informe médico y el recibo de pago a la compañía aseguradora en donde recibirá luego un pago indemnizado de lo que cancelo durante el servicio médico. Es el seguro de salud más usado.
  • Seguro de Indemnización: Este seguro es el que se le otorga al asegurado cuando por problemas de salud no acude al trabajo, está hospitalizado, o algún otro tipo de imposibilidad que le impida realizar su función laboral. Es el más común y el que siempre se encuentra incluido en el casi todos los seguros de salud.

Qué hacer ante algunas condiciones de los seguros médicos

Como bien has visto cada tipo de seguro cumple con unas funciones o condiciones específicas que las limita ante otros tipos de enfermedades o situaciones en donde la salud se encuentra en riesgo. Mayormente todo seguro de salud cubre lo ya conocido y más común en nuestros tiempos, por lo que en algunas patologías nuevas o pocas conocidas es posible que el seguro no quiera cubrirlos.

Aparte de las coberturas mencionadas los seguros, en el caso especial de las mujeres, cubren también con embarazo y parto y con servicios de ginecología, pediatría, obstetricia entre otros, siempre y cuando se encuentren dentro de régimen establecido del seguro.

Debemos tomar en cuenta que existen condiciones limitantes, como lo es la cantidad de enfermedades existentes que toman en cuenta; en este caso es necesario que al momento de que el asegurado presente una patología poco común de la cual tiene conciencia y el seguro no lo tiene considerado debe presentar un examen médico que detalle todo lo que caracteriza y define la enfermedad, por lo que la compañía del seguro decidirá si asegurarlo o no antes de contraer el contrato. El truco esta en avisar con anterioridad.

Beneficios de los seguros de salud

Aunque ya hemos mencionado varios de los beneficios de salud es necesario destacar que estos seguros son una gran ayuda para la calidad de vida del asegurado dado que permite la atención rápida y completa en centros médicos privados, la cobertura de pago completo de algunas medicaciones a las cuales son difícil de acceder, acceso a servicios extra hospitalarias, ofrece ayuda y atención al cliente las 24 horas del día por un especialista o también podemos contar con el acceso de algunos tratamientos ante cualquier tipo de enfermedad.

La importancia de poder contactar con un buen servicio de salud radica en el hecho de que simple y llanamente queremos mejorar nuestra calidad de vida.